Mi espejo se rompió

Un incalculable tesoro desconocí tener hasta que lo vi,

quise ocultarlo por miedo a romperlo e igualmente sufrí,

el tenerlo en mis manos fue el mayor sueño de la vida.

Quise protegerlo, negarlo al resto,algo que llenaba el día,

lo cuide y contemplé teniendo como testigo el oscurecer,

no quise pretender pero quería ahí permanecer.

Momentos nuevos vividos,despertados,desconocidos,

resucitó al alba y despertó al naciente desconocido.

Una noche de tormentas con pavor a su lado me tendí,

en cada trueno de la inhóspita velada ,apretaba junto a mí.

El cielo lloró de impotencia,la tierra tembló desgarrada,

en mis brazos contemplé que lo había roto abrazada.

El frío sucumbió mi aliento, parada y dolida caí,

mi tesoro había roto y y con el mi latir.

Me niego a sustituirlo ni pegarlo lo arregla para mí,

recogí sus pedazos y también los de mi dolor que vi ,

guardándolos juntos para no más sacarlo y enterrarlos,

comprobando que hay momentos que mejor no encontralos,

mejor no sentir porque al final se rompió

y eso no se remplaza,miraré al frente pero no emocionada,

el viento secará mis lágrimas y el tiempo traerá el olvido

pero preferiré no salir de mi morada,

que volver a recoger trozos del dolor al quebrar mi tesoro

ni verme más humana al verme postrada.

Lo que llegué a sentir y no dejé crecer por miedo

sólo apreté hasta en mis manos disolver,

mejor no conocer, mejor no saber,

mejor esconder que de nuevo volver a ver…

descarga

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s